PORTELL s. XIX (1838-1844)                                                                            www.portell.tk


 

ANY

REFERÈNCIA BIBLIOGRÀFICA

 
1838 Juliol, 24 - Setembre, 12. Javier de Burgos, en el seu llibre "los Anales del reinado de Dª Isabel II", parla d'una confrontació que va haver a Morella. Es cita Portell que, per cert, escriuen "Postell" perquè Cabrera va acampar per ací prop (seria al mas de les Casetes com he sentit dir per ací pel poble?):

<<Emprendiose éste (el 24), saliendo Oráa de Teruel con las brigadas Pardiñas y Nogués, que en el día se adelantaron a Cedrillas y Monteagudo. El 25, siguió a Villarroya, el 26 a Mosqueruela, observándole sin hostilizarle Llagostera, Cabañero y Merino; el 27 pasó a Villafranca, y el 28 a Castellfort. El mismo día se le reuniuó allí Borso que, salido (el 25) de Castellón, había pasado sin obstáculo por Adzaneta, Vistabella y Villafranca. El mismo día, en fin, San Miguel y Mir, salidos (el 24) de Alcañiz, llegaron a Cintorres [Cinctorres]. Nadie creía que a estas marchas combinadas hubiese dejado de oponer Cabrera la resistencia que la naturaleza del terreno y la hábil distribución de sus fuerzas permitían oponer a Borso en los desfiladeros de Villahermosa, Vistabella y Villafranca, a Oráa en los de Mosqueruela y Castellfort, y a San Miguel en los de Forcall. No sucedió así sin embargo. Cabrera que, al emprenderse el movimiento, se hallaba en San Mateo, presidiendo a la partida de la caballería de Tortosa, que debía salir y salió, en efecto, a reforzar a los carlistas de Cataluña, pasó (el 24) a Iglesuela, a donde volvió (el 26) después de maniobrar (el 25) sobre Fortanete. El 27 acampó cerca de Postell [Portell], y (el 28) se adelantó a la Mota [la Mata], observando a San Miguel. A observarle, también, se limitaron los movimientos de Llagostera, y a cubrir a Cantavieja los de Merino. En fin, a obervar a Borso se limitaron los de Forcadell que, marchando (el 25) de Tales a Useras, pasó (el 26) a Culla y (el 27) a Ares, sin que entre todos hiciesen el menor daño a cuerpos que se movían simultaneamente de Alcañiz al Sur, de Castellón al Norte, y de Teruel al Levante. Solo el de San Miguel sufrió un pequeño tiroteo al entrar (el 28) en Cintorres [Cinctorres], que no le impidió salir al día siguiente para Morella, como de Castellfort, lo verificaron al mismo tiempo Oráa y Borso. En vano Cabrera destacó entonces fuertes guerrillas para incomodar los numerosos cuerpos ya reunidos, y quiso con algunos batallones disputarles las alturas vecinas a la plaza. Ganáronlas los cristinos después de vivas escaramuzas y, en la tarde del 29, quedaron acampados en ellas. [...]>>

[DE BURGOS, Javier. Anales del reinado de Dª Isabel II, obra póstuma. Tomo V. Establecimiento tipográfico de Mellado, calle de Santa Teresa, núm. 8. (1851) pp. 398-402.] books.google.es


 1838

Juliol, 27. En la Gazeta de Madrid trobem aquest fragment on diu que Cabrera, Llangostera i Merino passen per Portell. Ho transcribim per fer-ho més fàcil de trobar a la web:

<<El general en jefe del ejército del Centro D. Marcelino Oráa con fecha 27 manifiesta su llegada a Villafranca del Cid sin oposición por parte de los rebeldes, que ni aún osaron presentarse a la vista de nuestras tropas. Dice que Cabrera, Llagostera y Merino salieron de la Iglesuela a las diez de la mañana del propio día para Portell en dirección a Morella o Cientorres [Cinctorres]: añade el mismo general que Borso di Carminati llegó sin novedad en aquella mañana a Vistabella, y que al día siguiente esperaba ponerse en contacto con el general S. Miguel.>>

[Gaceta de Madrid. Núm.1356. 3 Agosto 1838] boe.es  (hemeroteca: boe.es/gazeta)


Uns dies més tard, el mateix diari dóna més informació obtinguda per pressumptes testimonis (només posem lo del Portell, la resta ho podeu consultar en els fulls del carlisme):

<<Castellón de la Plana 2 de Agosto. Continúo dando a VV. el diario de las noticias recibidas sucesivamente en este gobierno político relativas al teatro de la guerra. [...]

1º. de Agosto. Según carta del gobernador militar de Murviedro [Sagunt] fecha del 31 de Julio, dirigida al comandante general de esta provincia, resulta haber visto aquel una comunicación del general en gefe del ejército del Centro fecha del 28 por la tarde en Castellfort y dirigida al segundo cabo de Valencia, en que manifestaba haber llegado hasta aquel punto sin tropiezo alguno: que Borso estaba a su derecha a hora y media de distancia, y S. Miguel había llegado el mismo día a las doce al pueblo de Cinctorres sin más novedad que nueve heridos que tuvo el segundo día de marcha, habiendo escarmentado el cabecilla Bosque, que quiso oponérsele: que Cabrera, Llangostera y Merino se hallaban en Portell, y Forcadell en Ares. El general segundo cabo de Valencia salió el 30 por la tarde para Liria, adonde debía acudir la brigada de la Ribera desde Segorbe para, en combinación con la de Valdés que se hallaba en Requena, atacar al rebelde Arnau, que había vuelto a Chelva. [...]>>

[Gaceta de Madrid. Núm.1361. 8 Agosto 1838] boe.es  (hemeroteca: boe.es/gazeta)


1838

Agost, 27. Trobem en internet un frangment del "Diario de Operaciones del Ejército Real de Aragón,Valencia y Murcia sobre la plaza de Morella y expedición á la Ribera de Valencia, desde el 23 de Julio hasta el 31 de Agosto de 1.838". Transcribim el fragment on passen per Portell:

<<El dicho día previendo el movimiento que Oraa debía emprender por Villafranca, a la mañana salí de Iglesuela Con las fuerzas indicadas, y tomé posiciones en la ermita de Santa Maria del Cid situada en una colina continua al mismo pueblo de Iglesuela, donde permanecí hasta la puesta de sol, y viendo que el enemigo no pasaba de Villafranca , emprendí mi marcha, dejando dos partidas del 2º batallón de Aragón, con orden de reunírseme, no ocurriendo novedad en la Cruz a la parte del norte y a media hora del Portell, donde campé aquella noche, mientras mis ordenanzas se hallaban a la vista del enemigo para darme avisos de sus movimientos. A mi llegada al citado punto, y en atención a la marcha que llevaba la columna de S. Miguel, mandé a mi ayudante de campo D. Domingo Gombau con instrucciones para el brigadier Llangostera acerca de una combinación, con la que dar frente y retaguardia a dicha columna en una ventajosa posición , puesto que Borso en este día pernoctaba en Vistabella, y la división de Forcadell en Ares.>>

[DE CÓRDOBA, Buenaventura (1845): Vida militar y política de Cabrera. Tomo III. p.296. Imprenta y fundición de Don Eusebio Aguado. Madrid.] babel.hathitrust.org (també en historia.mundivia.es)


Ací tenim una altra versió del que va passar aquell dia:

<<El 27 tomó posición Cabrera de la ermita de Santa María del Cid, contigua á Iglesuela; permaneció hasta la caida de la tarde, y pernoctó á media hora del Portell. Antes de amanecer el dia siguiente colocó algunas fuerzas á las órdenes del comandante don Juan Pertegaz, en el pinar de Mas del Coll, en cuya garganta pensaba oponerse al paso de San Miguel; destinó otras fuerzas al mando de Muñoz y Cabañero al camino de Mirambel, por si trataban de flanquearle los liberales, y Cabrera quedó á la espectativa para acudir á donde la necesidad lo exigiere, como lo haria Llagostera, que ya seguia á su contrario, cuando recibió las instrucciones de su jefe. Hallóse en Cintorres con San Miguel y le hizo algun fuego. Cabrera, en tanto, seguia marchando por las inmediaciones de la Cuba para caer sobre la Mata, de donde habia salido San Miguel. Forcadell se hallaba en Ares, y al dirigirse a este punto Borso, tomó posición el carlista, formando una línea desde las Ventas hasta la Muela del Norte de aquel pueblo, destacando dos compañías á la del Sur: un piquete de tiradores á caballo que hizo avanzar, trabó un pequeño tiroteo, y Borso se dirigió á Castellfort. [...]>>

[PIRALA, Antonio (1855): Historia de la Guerra Civil, y de los partidos Liberal y Carlista. Tomo V. Pàg. 50. Estab. Tipog. de mellado. Calle de Santa Teresa, núm. 8. Madrid.]  babel.hathitrust.org

[PIRALA, Antonio. Historia de la Guerra Civil, y de los partidos Liberal y Carlista. Segunda edición, refundida y aumentada con la historia de la Regencia de Espartero. Tomo V. Pàg. 71. Imprenta y Librería Universal. Madrid. 1869.]  books.google.es


 1839

Abril. Cabrera ordena fortificar algun dels pobles de la zona. No sabem si Portell seria un d'ells.

<<El teniente general Cabrera ordena fortificar las principales poblaciones del Maestrazgo. Era la época dorada del carlismo por estas tierras, en las que logró reunir un ejército de 25.000 hombres.>>

[SEGARRA CASPIR, Francisco. Los horrores en el Maestrazgo carlista (el desastroso siglo XIX español), pàg. 61. Ed. Antinea. Vinaròs. 2011]


1839

Sobre els moviments militars de les guerres carlines pel nostre poble, tenim aquest fragment:

<<En 1839 no podía tampoco pensarse por parte de los liberales en la conquista de Cantavieja. Otras atenciones de más entidad preocupaban, pues el incremento que adquirió Cabrera y sus planes de aproximación á la córte, á la cual trataba de bloquear [...] hacían que el ejército liberal atendiera más á impedir los progresos de las armas del caudillo tortosino que á ocuparle plazas que en nada alterarían sus miras, ni eran tampoco de la mayor importancia para la causa de la reina. Tenía ya Cabrera á sus órdenes un grande ejército, organizado y abastecido, y se extendían sus operaciones hasta bien distante de Cantavieja y de los pueblos de Beceite.

Pero el convenio de Vergara lo trastornó todo; y poco después no había más carlistas que combatir que los del centro y Cataluña. El grueso del ejército liberal se dirigió al primer punto; y en la época que nos ocupa, el general O'Donell acampaba en Fortanete con su brigada, interin otra se alojaba en Mosqueruela: la división del marqués de las Amarillas estaba en la Iglesuela del Cid: Ayerve ocupaba el Forcall, Portell, Villafranca y Ares, y el principal cuerpo de tropas á las inmediatas órdenes del duque de la Victoria estaba acantonado en Orta, Monroyo y Peñarroya. Zurbano, dominando los pasos del Ebro en Mora según sus designios, acababa de completar el semicírculo que estrechaba á los carlistas.>>

[DE PAULA MELLADO, Francisco. Enciclopedia Moderna. Diccionario universal de Literatura, Ciencias, Artes, Agricultura, Industria y Comercio.. Tomo Sesto. Pàg. 1048. Establecimiento Tipográfico de D. Francisco de Mellado. Santa Teresa, 8. Madrid. 1851] books.google.com


1840 Maig, 10 aprox. Dámaso Calbo escriu un llibre sobre la Guerra Carlina:

<<Hemos llegado a los últimos capítulos de nuestra crónica y necesario es referir la posición avanzada que ocupaban las numerosas huestes de Espartero, así como también las líneas que aún defendían los escasos batallones con que Cabrera sostenía con dignidad su posición. El general Odonell ocupaba a Fortanete con una brigada ínterin otra se alojaba en Mosqueruela; la división del marqués de las Amarillas estaba en la Iglesuela del Cid. Ayerve ocupaba el Forcall, Portell, Villafranca y Ares, y el principal cuerpo acantonadas en Orta, Monroyo y Peñarroya. Zurbano dominando los pasos del Ebro en Mora según sus designios, acababa de completar el semicírculo que estrechaba a los carlistas. Según lo referido, poco era el terreno que estos pisaban, así que se encontraban arrinconados en la parte de la Cenia, teniendo el mar a su espalda, a la derecha un río invadeable, y a su frente, un enemigo superior y alentado cada vez más y más por las victorias que acababa de conseguir.[...]>>

[CALBO Y ROCHINA DE CASTRO, Damaso. Historia de Cabrera y de la Guerra Civil en Aragón, Valencia y Murcia. p.512. Universidad Complutense. Madrid. 1845] books.google.es


Quan nombra Portell ho transcriu d'un llibre sobre el carlime escrit per un anònim que el va viure:

<<La situación de Cabrera iba aunque poco a poco perdiendo sus cimientos amenazando desplomarse sobre él todo el peso del ejército del Norte. O'Donell ocupaba a Fortanete y la Mosqueruela; el Marqués de las Amarillas a Iglesuela del Cid; Ayerbe el Forcall, Portell, Villafranca y Arés; y el Duque de la Victoria cubría a Orta, Monroyo y Peñarroya; por último, Zurbano, dominando los pasos del Ebro por Mora completaba el semicírculo en que se encontraba Cabrera encerrado, teniendo el mar por espalda, a la derecha un río invadeable y a su frente una murall de bayonetas victoriosas. El caudillo carlista conoció lo crítico de su posición, y con los 3.000 infantes y 300 caballos que le custodiaban desde Uldecona se dirige por Pinell y Prat de Compte a Morella, decidido al parecer a inspirar a sus defensores el ardor que inflamaba su pecho y a convertir en tumba de su gloria la que había sido su cuna.>> (pàg.330)

[TEATRO DE LA GUERRA: Cabrera, los montemolinistas y republicanos en Cataluña. Crónica de nuestros días, por un testigo ocular de los acontecimientos. Imprenta de D. B. González, calle de la Hortaleza, 89. Madrid (1849).]  books.google.es


Del mateix dia, a la Gazeta de Madrid llegim:

<<PARTES RECIBIDOS EN LA SECRETARÍA DE ESTADO Y DEL DESPACHO DE LA GUERRA.

El general en gefe de los ejércitos reunidos duque de la Victoria en 12 del actual traslada lo que con fecha de 10 le dice el brigadier Durando, relativo a que la partida facciosa al mando del comandante de armas de Portell cayó en poder de dos nuestras, que dieron muerte a su comandante y al segundo, cogiendo prisioneros a un subteniente y 11 individuos de tropa, rescatando además cuatro acémilas de brigada que se habían llevado de Cinctorres. Con fecha 14 dice que se han presentado al general O-Donell tres oficiales y 77 individuos mas, pertenecientes a la guarnición de Cantavieja; y que al entrar en este punto el general Otero con su división, hizo prisionera una partida de ocho hombres que penetró en el pueblo creyéndolo ocupado aún por los enemigos.>>

[Gaceta de Madrid. Núm.2025. 21 de mayo de 1840] boe.es  (hemeroteca: boe.es/gazeta)


1842-1844

Ja havia acabat la Primera Guerra Carlina, però ací continuen les hostilitats. Es el moment de la Guerra del Groc. Llegim en un llibret publicat per "Comarca del Maestrazgo" que du per títol "Tiempos convulsos en el Maestrazgo":

<<1842-44. Muchos combatientes carlistas no encontraron fácil acomodo en los tiempos de paz. En la Guerra del Groc se mezcla la política y el bandidaje. El ejército se aplicará a fondo para acabar con esta forma de rebeldía. [...] Cuando la guerra terminó, en 1840, los habitantes del Maestrazgo llevaban ya tres décadas envueltos en conflictos. No iba a ser tan fácil librarse de ellos. Una espiral violenta les llevaba una y otra vez a tomar las armas y batirse junto a aquellos que ya habían sido compañeros de filas en otras guerras anteriores. GUERRA DEL GROC: Tomás Peñarrocha [Tomás Peñarroya], combatiente carlista de la primera guerra, no aceptó el fina del conflicto. Rechazó el indulto y, en compañía de algunos hombres, se mantuvo activo en las tierras del Maestrazgo entre 1840 y 1844. Perseguido por el ejército a las órdenes del general Villalonga, fue traicionado por algunos de los suyos que descubrieron el emplazamiento de sus guaridas. La persecución terminó con su muerte en Las Parras de Castellote.>>

[SÁNCHEZ GIMÉNEZ, Sofía -coord.- y RÚJULA LÓPEZ, Pedro  (2015): Tiempos convulsos en el Maestrazgo. Bandidos, Franceses, Liberales y Carlistas en el s.XIX, pàg.8 i 18. Edita Comarca del Maestrazgo. C/ García Valiño, 7. Cantavieja (Teruel)]


1842

Trobem dades del cens d'aquell any en una web de la Universitat Jaume I de Castelló, concretament en el "Cens de 1842 publicat per Madoz", i cita la font d'on ho treuen: [BERNAT MARTÍ, Joan Serafí i BADENES MARTÍN, Miquel Àngel: El crecimiento de la población valenciana (1609-1857), València, Edicions Alfons el Magnànim, 1994, pàgs. 321-339.] En la mateixa web apareixen molts altres censos. Les dades que dóna són, textualment:

  Veïns Habitants
Castellfort 212 831
Cinctorres 325 1327
Forcall 315 1527
Herbers 63 352
Hortells 82 369
la Mata de Morella 123 534
Morella 1315 5180
Olocau del Rey 114 540
Palanques 53 261
Portell de Morella 134 604
Sorita 133 649
la Todolella 94 425
Vallibona 224 844
Villores 50 218
Xiva de Morella 124 399
Vilafranca del Maestrat 350 1189
Ares del Maestrat 218 953
Benassal 590 2108
Catí 437 1660
Culla 218 1405

 


1842

Març, 15. El Groc en Portell:

<<¿Y qué pasaba mientras tanto con las bandas de "latro-facciosos"? Pues debieron extinguirse pronto, ya que entre septiembre de 1841 y julio de 1842 no tenemos apenas noticias de ellas. [...] En cuanto al Groc, contaba sólo con tres hombres, con los que entró en la madrugada del 15 de marzo en El Portell, donde exigió 240 reales al justicia del pueblo. A continuación huyó por las montañas como un simple bandolero, perseguido por las tropas de la reina y sin volver a hacer nada destacable durante los cuatro meses siguientes. (Archivo Municipal de Castellfort, caja 103, legajo 28)>> (pàg.174)

[CARIDAD SALVADOR, Antonio (IES Peset Aleixandre, Paterna) (2015): El carlismo tras la Guerra de los Siete Años: la revuelta de 1842-1844 en el Maestrazgo., pp.169-192. Investigaciones Históricas, 35 (2015). Universidad de Valencia.] dialnet.unirioja.es


1842

Setembre, 20. En una web sobre efemèrides turolenques, trobem una dada del Groc:

<<20 de septiembre. 1842.- Cuando volvían de la feria de Morella y todavía en la provincia de Castellón, son sorprendidos por varios hombres armados de la partida carlista de "el Grec" [el Groc] unos veinte ganaderos de Gúdar, Fortanete, Valdelinares, Alcalá y Alfambra, a quienes hizo entregar mil reales por cada pueblo; a uno le exigieron dos mil más porque llevaba armas y caballo, que le arrebataron.>>

[ESTEBAN, Mariano J. (2014): 20 de septiembre. Efemérides Turolenses.] efemeridesteruel.blogspot.com.es


Sembla que aquests ramaders aragonesos són atracats entre Cinctorres i Portell:

<<En cuanto al Serrador, empezó sus operaciones el 16 de septiembre de 1842, cuando se presentó con su trabuco y cuatro hombres más en las masías de Horts (en Ares del Maestre). Allí se reunió con el Groc [...]. El Groc, por su parte, atracó cuatro días después, entre Portell de Morella y Cinctorres, a 20 ganaderos, a los que exigió 1.000 reales por pueblo. (SÁNCHEZ AGUSTÍ, Ferran, 'Carlins amb armes...' p.323)>> (pàg.176)

[CARIDAD SALVADOR, Antonio (IES Peset Aleixandre, Paterna) (2015): El carlismo tras la Guerra de los Siete Años: la revuelta de 1842-1844 en el Maestrazgo., pp.169-192. Investigaciones Históricas, 35 (2015). Universidad de Valencia.] dialnet.unirioja.es


1842

Octubre, 18. En el pròleg del llibre del Groc, Comas ens diu que al BOPCs van publicar un ban molt amenaçador però que, segons ens diu, no va tenir massa èxit:

<<El BOPCs, font liberal, ens dóna informació complementària i necessària per entendre una mica més el marc general sobre el que operava el Groc, i la seva representativitat dintre de la guerrilla carlina. De totes les notícies relacionades amb el nostre estudi resulta cabdal el ban del capità general del districte de Morella publicat el 18/10/1842, una bona part del qual transcribim a continuació:

"No habiendo sido suficientes los esfuerzos y fatigas con que las beneméritas tropas se dedican a la persecución del bandido Tomás Penarrocha (a) el Groch y sus secuaces para lograr su exterminio, por la indudable protección que le dispensan algunos habitantes del país desde algunos pueblos y masías, al paso que la gran mayoría de los que residen en el mismo solo desea conservar la paz de que actualmente se disfruta, y persuadido de que estos, conociendo sus verdaderos intereses, se prestarán gustosos a cooperar por cuantos medios se hallen a su alcance, a que desaparezcan los pocos criminales que con sus rapiñas y vagancia sostienen las esperanzas de los ilusos,... he tenido por conveniente...

Artículo 4º. Las justicias de los pueblos donde... se presentaren los referidos malechores, además de los partes que deben dar según las disposiciones que hasta aquí han regido y de tocar a rebato deberán perseguirlos sin demora por los medios que se hallen a su alcance, y si no lo hicieren, pagarán una multa de 1.000 reales por cada uno de aquellos, repartida la mitad entre los mayores contribuyentes, y la otra mitad entre los mismos... y demás vecinos.

Artículo 5º. El masovero por cuyo término pase uno o más facciosos y no haya dado los partes prevenidos, será multado según su posibilidad por la primera vez, y a la segunda será cerrada la masía. Esta misma disposición se tomará si en ella se hubiesen ocultado...

Artículo 6º. Todas las diligencias y sumarios que produzcan las contravenciones... se instruirán militarmente... hasta el punt o de fallarse en consejo de guerra si fuera necesario". (BOPCs, núm.83)

El Groc, doncs, l'any 1842 és el catalitzador de les aspiracions carlines de la regió i en consequència el blanc dels esforços persecutoris liberals. El ban traspua fracàs i impotència per reduir-lo militarment i exposa un canvi d'estratègia. Aquesta cerca aïllar-lo impedint que rebi suport de la població addicta, i implica les autoritats municipals en a seva recerca i captura. [...] (En el ban) la paraula 'carlisme' no apareix enlloc. [...] El ban comentat es publica de nou al BOPCs num.8 de 26 de gener de 1844.>> (pàg.26 i 27)

[BORDÁS MARCOVAL, José (1997): La Guerra del Groc. Memoria de un voluntario carlista forcallano [Tomás Peñarroya Peñarroya]. A. 1833-1874. Ayuntamiento de Forcall. Jordi Dassoy, Impresor, Sant Carles de la Ràpita.]


1843

Març, 21. Ordren de blanquejar i numerar tots els masos:

<<En vista de que la revuelta no remitía, el 21 de marzo el general Juan Zavala, capitán general del distrito, ordenó que se blanqueasen y numerasen todas las masías del Maestrazgo, para encontrarlas e identificarlas mejor. Además de esto, ocupó con sus tropas la mayor parte de los pueblos y logró que salieran somatenes de cada localidad para auxiliar a los pequeños destacamentos que operaban a la caza de los carlistas.>> (pàg.178)

[CARIDAD SALVADOR, Antonio (IES Peset Aleixandre, Paterna) (2015): El carlismo tras la Guerra de los Siete Años: la revuelta de 1842-1844 en el Maestrazgo., pp.169-192. Investigaciones Históricas, 35 (2015). Universidad de Valencia.] dialnet.unirioja.es


Sobre això, llegim en el manuscrit de la guerra del Groc que es va tornar a repetir l'any següent, però que no va servir de res:

<<El inhumano y feroz Villalonga observó el poco efecto que producía la persecución, hizo cerrar todas las masías, viniendo a los pueblos todos los masoveros; y, visto que esta medida tampoco produjo el efecto que deseaba, hizo salir en somatén todos los pueblos del territorio.>> (pàg.42-43)

[BORDÁS MARCOVAL, José (1997): La Guerra del Groc. Memoria de un voluntario carlista forcallano [Tomás Peñarroya Peñarroya]. A. 1833-1874. Ayuntamiento de Forcall. Jordi Dassoy, Impresor, Sant Carles de la Ràpita.]


1844

Març, 4. Pregó de Villalonga. Segons Messeguer, seria similar al que ens transcriu una mica més avall, de data 1 d'abril. Caridad, sobre aquest, ens diu:

<<Las simpatías con las que contaban entre una parte de la población del Maestrazgo llevaron a Villalonga a tomar medidas de rigor. De hecho, empezó a castigar a eclesiásticos, concejales y particulares que protegían a los carlistas, faltaban a los bandos vigentes o promovían la discordia entre los pueblos. Posteriormente, el 4 de marzo, publicó un bando en el que anunciaba que todo aquel que tratara de seducir a un militar o paisano para que se pasase a los facciosos sería pasado por las armas. Del mismo modo se castigaría a todo militar que estuviese en tratos con el enemigo o intentara pasarse a ellos. Esto no tardó en cumplirse, ya que un día después fue fusilado en Benasal un cabo que iba a unirse a los rebeldes y que había inducido a varios compañeros para que también lo hicieran.>> (pàg.184)

[CARIDAD SALVADOR, Antonio (IES Peset Aleixandre, Paterna) (2015): El carlismo tras la Guerra de los Siete Años: la revuelta de 1842-1844 en el Maestrazgo., pp.169-192. Investigaciones Históricas, 35 (2015). Universidad de Valencia.] dialnet.unirioja.es


Messeguer ens el transcriu sencer. Ja no parla d'oferta d'indults com en el ban del 2 de febrer, sinó en amenaces de mort. Va acompanyat d'un altre ban similar que fa l'1 d'abril.

<<BANDO

"Como el mal espíritu de que se hallan dominados gran parte de los habitantes de este país pudiera indicarlos a incitar a algunos soldados o paisanos incautos a que se unan a las filas de los foragidos, para que a nadie sorprenda a severidad con que castigaré faltas de semejante naturaleza, ordeno y mando:

Artículo 1º. Toda persona a quien se averigüe por indicios que presten prueba, por leve que sea, de que trata de seducir a algún individuo militar o paisano para que se pase a los latro-facciosos, será pasado por las armas.

Artículo 2º. Será también pasado por las armas todo sujeto de la clase militar que se halle en relaciones con personas enemigas del Gobierno de S.M. la augusta Reina (que Dios la guarde) y se sepa que intenta pasarse a los enemigos.

Artículo 3º. Antes de imponerse la pena indicada se instruirá en el término de dos horas sumaria, en averiguación del hecho que se persiga, y a la persona o personas que resulten delincuentes se les concederá el plazo de tres horas para que se preparen a morir como cristianos.

Y para que lo mandado llegue a noticia de todos los habitantes del Maestrazgo y tropas en él residentes, a fin de que nadie pueda alegar ignorancia, se publicará por medio de pregón que deberá quedar fijado por ocho días en los parajes acostumbrado.

Benasal 4 de Marzo de 1844.- El general comandante general, Juan de Villalonga.

>> (pàg.21-22)

[MESSEGUER FOLCH, Vicente (1988): El Carlismo en el Maestrazgo. La pacificación de la comarca en 1844. Centro de Estudios del Maestrazgo. Boletín nº 24, Octubre-Diciembre 1988, pp.21-31.] esdocs.com


1844

Abril, 1-2. En el pròleg del llibre del Groc, Comas ens diu:

<<Però, ni en aquest moment, quan ja ha fracassat i pensa deixar les armes i expatriar-se, abandona la causa carlina, la qual sobreposa als diners i al reconeixement professional oferts pel comandament liberal, a la comoditat i, fins i tot, a la família. Aquesta última temptativa de Villalonga per reduir el Groc, sense negar la seua autenticitat, ens costa entendre-la; car el ban del general d'1 d'abril de 1844 amenaça als que no s'entreguin a temps, i les partides a finals de maig estaven desfetes. Els setanta-vuit carlins que s'entreguen a finals de l'esmentat mes i principis de juny, és a dir, uns dies abans de la seva mort, són enviats als penals d'ultramar. Tomàs Pena-roja per la seua part tenia causes pendents amb la justícia.>> (pàg.25)

Més avant ens dóna un extracte del ban:

<<El BOPCs núm.27 de 2 d'abril de 1844  publica el següent ban del general Villalonga:

"La feliz rendición de Cartagena (des de la caiguda d'Espartero al juliol de 1843 nombroses ciutats es pronunciaren a favor de la Constitució de 1837. Entre elles destacà l'aixecament de Cartagena que durà del 3 de febrer al 25 de març de 1844) deja al gobierno de S. M. enteramente al total exterminio de las gavillas de foragidos. Numerosos batallones estarán ya tal vez en marcha para el Maestrazgo, y los que quieran abandonar a los bandidos, tiempo más que suficiente tienen en el término que se prefija el indulto. Perdonarlos cuando ya no les quede otro recurso más que entregarse en fuerza de las providencias que estoy dispuesto a tomar, sería una debilidad que dista mucho de mi carácter".

Càlig 1/04/1844.>> (pàg.27)

[BORDÁS MARCOVAL, José (1997): La Guerra del Groc. Memoria de un voluntario carlista forcallano [Tomás Peñarroya Peñarroya]. A. 1833-1874. Ayuntamiento de Forcall. Jordi Dassoy, Impresor, Sant Carles de la Ràpita.]


Messeguer ens el transcriu sencer. És un ban del dia 1 d'abril que es publica el dia 2 (emblant al del dia 4 de març, amenaçant, ben al contrari que el del dia 2 de febrer, on oferia indults). Està en el 'Boletín Oficial de la Provincia', nº.28, Martes 2 Abril.

<<BANDO

"Como el tiempo que ha transcurrido desde que concedí el indulto en 2 de Febrero anterior a los que quisieren separarse de las gavillas de los foragidos, ha sido muy suficiente para que lo verificasen los que se hayan arrepentido verdaderamente de su infidencia [sic, insidencia?], y convencido de que la clemencia debe tener un término, pasado el cual no es conveniente ni político usar de ella, vengo en determinar lo siguiente:

Artículo único. El plazo del indulto concedido en 2 de Febrero último, finará dentro de doce días, y en adelante será pasado por las armas todo individuo perteneciente a las gavillas de bandidos, que de cualquier modo sea habido.

Y para que nadie pueda alegar ignorancia, se circulará y publicará por medio de pregón, que quedará fijado todo el plazo referido en los parajes de costumbre.

Habitantes del Maestrazgo: Al decidirme a dictar la disposición contenida en este bando, me he propuesto evitar la multiplicación de escenas sangrientas, que a nadie más que a mí son repugnantes. Vosotros sabéis que me he valido de todos los medios que puede sugerir la filantropía para conseguir la pacificación de vuestro país, y el que ahora me propongo severo en la apariencia, es en realidad dulce y pacífico.

La feliz rendición a discreción de la plaza de Cartagena deja al Gobierno de S.M. (que Dios guarde) enteramente espedito para dedicarse esclusivamente al total esterminio de las gavillas de foragidos. Numerosos batallones estarán ya tal vez en marcha para el Maestrazgo, y los que quieran abandonar a los bandidos, tiempo más que suficiente tienen en el término que se prefija al indulto. Perdonarlos cuando ya no les quede otro recurso más que entregarse en la fuerza de las providencias que estoy resuelto a tomar, sería una debilidad que dista mucho de mi carácter, y que convendría muy poco con la marcha enérgica del Gobierno que tan decidido se halla a afianzar de una vez el orden y tranquilidad en esta Nación hasta aquí combatida por tantos sacudimientos.

Calig 1º de Abril de 1844 [encara que posa, erròniament, 1984].- Juan de Villalonga.

>> (pàg.22)

[MESSEGUER FOLCH, Vicente (1988): El Carlismo en el Maestrazgo. La pacificación de la comarca en 1844. Centro de Estudios del Maestrazgo. Boletín nº 24, Octubre-Diciembre 1988, pp.21-31.] esdocs.com


1844

Abril, 12-15. Transcribim ací un altre comunicat publicat al 'Boletín Oficial', aquest del dia 15. Messeguer ens diu que en abril, de cara al bon temps, les guerrilles preparaven una forta ofensiva, amb vinguda d'exiliats a França, que venien a ajudar als d'ací, que ja no serien perdonats encara que demanaren l'indult:

<<COMANDANCIA GENERAL DE LAS TROPAS DEL MAESTRAZGO. Al Excmo. Sr. capitán general de este distrito digo con esta fecha lo siguiente:

"Excmo. Sr.- Hacía ocho o nueve días que se buscaba con toda avidez a las gavillas de bandidos, y ninguna noticia podía adquirirse de su paradero, a pesar de haber practicado las columnas móviles escrupulosos reconocimientos en distintas direcciones y yo con la mía en el corazón del Maestrazgo. Esto unido a las noticias que tenía de que trataban de unírseles algunos emigrados de Francia, me hizo presumir que aquellas se habrían corrido hacia la parte de la Iglesuela, y que allí se mantendrían ocultas en algunas masías o bararncos hasta recibir el refuerzo que venía. Deseaba impedir su objeto y escarmentarlas a la vez, pero siéndome a mí imposible verificarlo porque había de venir a este punto a fijar la situación de las nuevas tropas que esperaba, ordené al teniente coronel D. Francisco Rodríguez Muriel que con las columnas móviles 1ª, 2ª y 3ª marchase en aquella dirección, dejando la 4ª por esta parte para acudir con ella y la mía en combinación a donde pudiera ser necesario. Emprendió Muriel con el celo y actividad que le distinguían el movimiento que le había ordenado; y al paso que la 2ª columna adelantaba por la derecha de Morella hacia el confín de este reino con Aragón, la 3ª ya pernoctó el día 12 en Bordón, y él con la 1ª en Luco.

En la madrugada de 13 tuvo aviso de que todas las gavillas reunidas se hallaban por la parte del Portell, y se dirigió a ella con la 1ª columna, haciendo marchar a la 3ª por el Forcall a caer a Cinch-torres. Sobre la marcha se les dijo que dichas gavillas estaban haciendo los ranchos en S. Cristóval del Forcall, y allí fue en su busca, pero en vano, porque el devisarlo aquellas abandonaron los ranchos y raciones, y emprendieron la retirada en dirección a Portell, en la que se les fue picando por las guerrilas por espacio de una hora de retaguardia. Las gavillas llevaban una fuerza muy superior a la de la 1ª columna, porque en las incursiones que en el mes pasado hicieron en Aragón, pudieron aumentar sus filas en número de 70 hombres, aunque forzados. Con este motivo, y no creyendo el teniente coronel Muriel prudente atacarlas en las escabrosidades a que se habían refugiado, fue en busca de la 3ª columna que se hallaba ya en Cinch-torres, y desde allí se dirigió con ella y la 1ª a Portell. Al arribo se le manifestó que hacía muy poco que acababan de salir los foragidos, y sin detención de un momento continuó la marcha, siguiendo la ruta que aquellos llevaban. Poco antes de llegar a la masía de las Muelas [Mas de las Peñas?], que serían las cinco de la tarde, rompieron el fuego las guerrilas, y los bandidos todos del Maestrazgo reunidos en número de 200 hombres, de entre los cuales según las noticias contestes [sic] hay cerca de una mitad forzados, y de 13 caballos, que los componen los cinco de la diligencia robados por Marzal en Torreblanca y algunos otros que han recogido de las masías, se dirigían por la izquierda a tomar las posesiones del monte de las Muelas, al paso que nuestras tropas compuestas de 196 infantes lo hacían también a la carrera por la derecha, de manera que todos a un tiempo llegamos a la cumbre. Allí osaron hacerse firmes los foragidos, y rompióse por entrambas partes un vivo fuego graneado que duró algún tiempo. Los mal parados jacos [sic] enemigos figuraban disponerse a una carga. El Bizarro Muriel mandó armar la bayoneta para anticiparse a la voluntad de aquellos, y en el momento de estar hablando a sus soldados para embestir, una bala fatal que le atravesó el cuello vino a acabar con su existencia. Sin embargo de esta desgracia, que lloramos nosotros y el país mismo, las tropas continuaron el ataque con el mismo ardor que antes, y el bizarro comandante graduado capitán del provincial de Castellón D. José Navarrete puesto al frente de su columna, que es la 3ª, cargó a la bayoneta con la mayor intrepidez y arrojó a los enemigos, secundando su movimiento con la 1ª el coronel graduado D. Agustín Paoner. Vista la decisión de nuestros valientes soldados, los foragidos se pronunciaron en completa dispersión, abandonando armas, cananas y gran número de mantas. Habíase visto retirar a una considerable porción de heridos, y nuestras columnas ansiosas de hacerse con ellos, sin haber reconocido el campo en el que ya dejaban varios cadáveres, siguieron a la carrera a los grupos que los llevaban hasta espués de haber anochecido, consiguiendo capturar a uno ya moribundo, y que al momento dejó de existir.

Los resultados de este glorioso encuentro, Sr. Excmo., han sido los más satisfactorios. Once muertos dejó en el campo la canalla [sic] y treinta y tres heridos retirados por ella son el número ínfimo que ha tenido según los avisos recibidos de los pueblos y masías por donde los han pasado. Entre los primeros se cuenta el cabecilla titulado 'Gato de Santa Olea', y uno ha sido reconocido por varios paisanos, quienes aseguran ser el cabecilla Vizcarro acabado de entrar de Francia. Entre los segundos hay también dos cabecillas, y se ha dicho por algunos masoveros que uno es el Groc que tiene un brazo atravesado de una bala. Además de esta pérdida y de la gran porción de efectos de guerra que abandonaron, la dispersión fue tan completa que quedaron reducidos a grupos de tres y cuatro, y dos de ellos, que llenos de pavor y no queriendo caer en poder de las tropas, fueron a parar uno a Villafanca y otro a la Cuba, pretendiendo obtener indulto, serán pasados por las armas según las órdenes que acabo de espedir, por cuanto el término de mi bando de 1º del actual, de que oportunamente remití a V.E. un ejemplar, ha espirado el día 12. Por nuestra parte solo tenemos que lamentar la muerte del malogrado Muriel y la pérdida de tres soldados del batallón provincial de Castellón que fueron heridos de gravedad, de los cuales dos murieron ya. [...]

Lo traslado a V.S. por si gusta ponerlo en noticia de esos leales habitantes. Dios guarde a V.S. muchos años. San Mateo 15 de Abril 1844. El general comandante general, Juan de Villalonga. Sr. gefe superior político de la provincia de Castellón."

>> (pàg.23-24)

[MESSEGUER FOLCH, Vicente (1988): El Carlismo en el Maestrazgo. La pacificación de la comarca en 1844. Centro de Estudios del Maestrazgo. Boletín nº 24, Octubre-Diciembre 1988, pp.21-31.] esdocs.com


 1844

Abril, 13. Segarra ens parla d'una altra batalla que va tenir lloc a les Cabrelles. El 18 de febrer de 1837 també va haver-ne una al mateix lloc.

<<En el puerto de Las Cabrillas, situado entre La Iglesuela del Cid y El Portell, se entabla una reñida batalla entre fuerzas isabelinas y carlistas. Los carlistas salen mal parados y 'La Cova' y 'el Groc' sufren heridas de gravedad. A los pocos días eran fusilados dos hombres de la partida del 'Groc'.>>

[El benassalenc Vicente Barreda 'La Cova' va tenir un trist final: quan anava en companyia del 'Serrador', el 14 de maig de 1844 va ser sorprés per uns paisans de signe contrari i, en el mas de la Sèrra del terme de Vistabella, va ser ferit de gravetat i el van deixar davant de l'església de Benassal per a que tot el poble puguera vore com moria desagnat. El forcallà Tomàs Peñarroya 'El Groc', el 19 de juny de 1844, va caure ferit de mort en una emboscada en el mas de Torres del terme de Las Parras de Castellote (Teruel).]

[SEGARRA CASPIR, Francisco. Los horrores en el Maestrazgo carlista (el desastroso siglo XIX español), pàg. 125. Ed. Antinea. Vinaròs. 2011]


En el llibre de La Iglesuela de Pere-Enric Barreda, ens diu:

<<Pero esta paz fue tempora, porque en 1843 regresaron los carlistas exiliados y pronto se les unieron muchos de los que se habían acogido a indulto. Debido a las amenazas de la facción a La Iglesuela, Mosqueruela y La Cuba, limítrofes con el Maestrazgo de Castellón, y tras la reunión en Ares de 200 carlistas para atacar La Iglesuela y llevarse el armamento allí depositado, el 17 de noviembre de 1843 ordenó el Jefe Político de Castellón que la defendieran los nacionales de Mirambel y Cantavieja y el provincial de Teruel (Sauch 2004: 391). El enfrentamiento decisivo entre ambos bandos tuvo lugar el 13 de abril de 1844 entre La Iglesuela y Portell, combatiendo dos columnas isabelinas contra la facción unida del Maestrazgo, que resultó vencida, con las muertes de sus cabecillas Bautista Vizcarro y Jaime 'Cotorro', y heridas graves a Vicente Barreda 'Cova' y Tomás Peñarroya, 'el Groc' (Sauch 2004: 397). A partir de entonces los carlistas se vieron forzados a esconderse, y los militares isabelinos les fueron exterminando entre mayo y junio con recurso al bloqueo comarcal, a la clausura de masías, a sobornos a delatores y a las milicias locales que recorrían el monte en su busca.>> (pàg.185)

[BARREDA, Pere-Enric (2011): La Iglesuela y su ermita del Cid: documentos para su historia (I). Centre d'Estudis del Maestrat. Jordi Dassoy - Impresor, Sant Carles de la Ràpita (Tarragona).]


En la crònica de Bordás, també ens en parla, això sí, sense especificar la data:

<<El Groch entró en Forcall algunas noches e intentó penetrar en el fuerte [la casa Osset, com hem vist abans] y, después de sostener el fuego algunas horas, no pudo conseguirlo. Entre las acciones que se dieron en esta jornada [no diu quina jornada!?], la más notable fue la de la Cabrilla de la Iglesuela del Cid; allí murió un Brigadier que mandaba la fuerza enemiga con otros soldados.>> (pàg.43)

[BORDÁS MARCOVAL, José (1997): La Guerra del Groc. Memoria de un voluntario carlista forcallano [Tomás Peñarroya Peñarroya]. A. 1833-1874.. Ayuntamiento de Forcall. Jordi Dassoy, Impresor, Sant Carles de la Ràpita.]


També ens dóna dades Antonio Caridad:

<<Durante el mes de abril la situación de los carlistas empeoró, debido a que la rendición de Alicante y Cartagena permitió a los liberales recibir 1.800 hombres de refuerzo, lo que aumentó sus fuerzas hasta los 3.000 efectivos. Después de dos semanas de ser perseguidas por los liberales, las gavillas carlistas se reunieron cerca del Portell de Morella, marchando el 13 de abril a San Cristóbal del Forcall. Pero entonces apareció la columna del teniente coronel Rodríguez Muriel, que los persiguió hasta la masía de las muelas (entre La Iglesuela y El Portell) [Mas de las Peñas?], donde se produjo el combate más importante de esta "guerra". En él se enfrentaron todas las fuerzas rebeldes del Maestrazgo (que ascendían a 200 hombres) con los 196 de las tropas gubernamentales. El encuentro terminó con la victoria de estas últimas, que, aunque perdieron a su jefe (y a dos soldados), causaron al enemigo 11 muertos y 33 heridos. Tras esta derrota los carlistas se dispersaron en grupos de tres a seis, abandonando numerosos efectos de guerra y escondiéndose por bosques y barrancos. A partir de entonces la campaña del Maestrazgo fue una sucesión de victorias liberales.>> (pàg.185)

[CARIDAD SALVADOR, Antonio (IES Peset Aleixandre, Paterna) (2015): El carlismo tras la Guerra de los Siete Años: la revuelta de 1842-1844 en el Maestrazgo., pp.169-192. Investigaciones Históricas, 35 (2015). Universidad de Valencia.] dialnet.unirioja.es


En la Gazeta de Madrid trobem:

<<PARTES RECIBIDOS EN EL MINISTERIO DE LA GUERRA.[...]

Capitanía general de Aragón. P. M. Excmo. Sr.: Por las adjuntas copias que tengo el honor de incluir a V.E. se enterará de la acción sostenida en 13 del actual en las inmediaciones de la Iglesuela contra las facciones reunidas del Maestrazgo por la primera y segunda columnas de operaciones de nuestras tropas, como igualmente de los ventajosos resultados que ha producido, alcanzados sin embargo con la sangre de nuestros oficiales y soldados.[...]

A las cuatro de la tarde de ayer se empezó a oir un fuego bastante sostenido que por momentos se aproximaba más y más a este punto. Inmediatamente puse la tropa sobre las armas y avisé al alcalde para que nombrase paisanos de confianza que tomasen armas para el caso que hubiese necesidad de tener que disponer de la tropa. Efectivamente, a los pocos minutos el fuego se veía desde el pueblo, y habiendo recibido diferentes partes de los trabajadores del campo que se retiraban, de que todas las facciones en número de 230 infantes y 13 caballos, se estaban batiendo con una columna; y viendo por mi parte la obstinación y tenaz resistencia de la facción como nunca, me decidí con 20 granaderos a hacer una tentativa sobre uno de los flancos del enemigo que, sin cesar, amenazaba cargas de caballería a las guerrillas de las columnas, puesto que esta tentativa podía yo hacerla sin comprometerme, pues era la acción a poco más de 300 pasos del pueblo; pero a mi aproximación, ya rotos y dispersos los facciosos en todas direcciones, quise tantear sobre la caballería que en desorden y al escape huía, y no habiéndola podido alcanzar, me dirigí sobre un grupo, quizá el mayor que quedó de la facción, el cual perseguí hasta mitad del camino de Villafranca: la noche se acercaba, y me fue forzoso regresar al pueblo sin la menor desgracia.

La pérdida del enemigo se asegura por el coronel del provincial de Castellón ser de 12 muertos y heridos, qeu retiraron: entre los primeros se asegura que hay un cabecilla que se cree por las señas ser Gamundi: la pérdida de la primera y segunda columnas que fueron es, hasta esta hora que salen a reconocer el campo, la de nuestro el gefe de las columnas, teniente coronel D. Francisco Rodriguez Muriel, dos soldados muertos en el campo y cinco heridos, de los que uno ha muerto ya en esta hora, quedando aún dos de los heridos de mucha consideración. [...] Mirambel 14 de Abril de 1844. Excmo. Sr. El coronel, primer gefe, Tadeo Sulikowski. Exmo. Sr. capitán general del segundo distrito. [...]

Capitanía general de Aragón. P. M. Batallón provincial de Teruel, núm.49 de la reserva. Excmo. Sr.: El comandante militar de Villafranca con fecha de hoy me dice lo siguiente:

Son las doce de la noche, en la que se me acaba de presentar a indulto Jaime Tena, procedente de la facción del cabecilla La-Coba, con el que fue forzoso hace mes y medio, natural del pueblo de Mosqueruela, y queda en mi poder un fusil español cargado y cinco cartuchos sueltos. Este individuo ha manifestado que la facción constaba hoy de 200 hombres, la que en el término de Portell ha sido batida por una columna de las tropas de la Reina y la leal guarnición del digno mando de V.S. que se halla en la Iglesuela, causándole a más de la dispersión algunos muertos, según manifiesta el indultado. Lo que traslado a V.E. para su superior conocimiento y satisfacción. Dios guarde a V.E. muchos años. Mirambel 14 de Abril de 1844. Excmo. Sr. El coronel primer gefe, Tadeo Sulikowski. Excmo. Sr. capitán general del sexto distrito.>>

[Gaceta de Madrid. Núm.3506. 20 de Abril de 1844, pàg. 2] boe.es  (hemeroteca: boe.es/gazeta)


1844

Abril, 27. Villalonga fa tancar masos, casetes i ermites d'una línea de bloqueig. Estarà així fins el 9 de juny.

<<Pero estos combates no eran suficientes para acabar con los carlistas si no se tomaban, además, otras medidas. Por ello el 27 de abril de 1844, el general Villalonga ordenó establecer una línea de bloqueo, que rodeaba la mayor parte del territorio ocupado por los rebeldes. Todas las ermitas, masías y demás edificios de campo que estaban en esa zona se cerraron y se prohibió conducir alimentos y bebidas por allí, excepto en la carretera real de Valencia, que iba de Oropesa a Benicarló, po estar cubierta de destacamentos del ejército.>> (pàg.185)

[CARIDAD SALVADOR, Antonio (IES Peset Aleixandre, Paterna) (2015): El carlismo tras la Guerra de los Siete Años: la revuelta de 1842-1844 en el Maestrazgo., pp.169-192. Investigaciones Históricas, 35 (2015). Universidad de Valencia.] dialnet.unirioja.es


Messeguer no ens transcriu en aquesta article el ban perquè segurament ho haruà fet en una publicació anterior, però diu:

<<El 27 de abril, desde San Mateo, publicó Villalonga su conocido bando sobre el bloqueo del Maestrazgo, de tan nefastas consecuencias para la facción (Mesenguer, 1983).>> (pàg.24)

[MESSEGUER FOLCH, Vicente (1988): El Carlismo en el Maestrazgo. La pacificación de la comarca en 1844. Centro de Estudios del Maestrazgo. Boletín nº 24, Octubre-Diciembre 1988, pp.21-31.] esdocs.com


Sí que ens el transcriuen en un blog de la Serra d'en Galceran, que treuen de "El Heraldo" (Madrid) de 10 de Maig de 1844:

<<BANDO

Don Juan de Villalonga, caballero gran cruz de la real y militar orden de San Hermenegildo y de las de la nacional de San Fernando de primera y segunda clase laureada, comendador en la americana de Isabel la Católica, condecorado con varias cruces por acciones de guerra y con merced del hábito en la orden militar de Montesa, mariscal de campo de los ejércitos nacionales y comandante general de las tropas del Maestrazgo. La incesante persecución que experimentan los forajidos de parte de las beneméritas tropas, y el escarmiento que sufrieron en la gloriosa acción de 15 del actual entre la Iglesuela y Portell, ios tiene aterrados hasta el extremo de andar diseminados en grupos de tres y seis, para de este modo conseguir su salvación en las escabrosidades de los barrancos y espesuras de los bosques de que tanto abunda el Maestrazgo. Esta táctica y la protección que les dispensan algunos ilusos, hace mas difícil el completo exterminio, y convencido de que este puede mas bien obtenerse estrechando el circulo de las operaciones, he determinado que la linea mas avanzada para ellas por esta parte del reino de Valencia, lo formen los pueblos de Villa hermosa, Lucena, Figueroles, Costur, Villafamés, Cabanes, Benlloch, Sierra de Engarceran, Albocácer, Villar de Canes, Benasal, Villafranca, Castellfort, Forcall, Morella, Bojar, Fredes, hasta el Mojón trifinio de Valencia, Aragón y Cataluña, y en los intermedios de ellos la vía mas recta que conduce de uno á otro. Al tomar esta disposición , se ha procurado situar destacamento en algunos puntos que no lo tenían, y por efecto de esta medida quedan ocupados militarmente todos los pueblos, que desde Cabanes á Fredes están á retaguardia de la linea referida. En este terreno es imposible que subsistan los latro-facciosos siempre que se les prive de la asistencia de víveres, y con el objeto de conseguir ambos extremos, he ve nido en disponer lo siguiente:

Articulo 1. Queda declarado en estado de bloqueo todo el territorio contenido dentro del circulo que forma la linea que conduce desde Oropesa á Cabanes, Benlloch, Sierra de Engarceran, Albocácer, Villar de Canes, Benasal, Villa franca, Castellfort, Forcall, Morella, Bojar, Fredes, Mojón trifinio de Valencia, Aragón y Cataluña, camino que desde aquí lleva á Pauls. Mas de Barberans, Cenia, Rosell, Traiguera, San Jorge, Cálig, Benicarló, Peñíscola y la costa marítima hasta Oropesa.

Artículo 2º. Todas las masías, ermitas y demás edificios de campo , que existen en el territorio expresado, quedarán cerrados en el plazo que abajo se fijará.

Artículo 3.° Se prohíbe la conducción de géneros de comer y beber por todos los caminos y carreteras existentes dentro de la línea de bloqueo , á excepción de la carretera real de Valencia , que conduce desde Oropesa á Benicarló, por estar cubierta de destacamentos de infantería y caballería, pero sin que se pueda salir de ella.

Artículo 4. Ninguna persona podrá sacar de las poblaciones artículos de comida ó bebida, cualquiera que sea su cantidad.

Artículo 5º. Tanto para que los pueblos del territorio bloqueado puedan surtirse de víveres, cuanto sobre el modo Como deban pacer los ganados, me reservo dar instrucciones a los comandantes militares.

Artículo 6. Toda persona que viaje, aun cuando sea a cortas distancias por dentro de la línea ó bloqueo, ha de hacerlo con pasaporte de la justicia debidamente refrendado y visado por el comandante militar del punto de salida.

Artículo 7. Para que las prevenciones de este bando entren en fuerza y vigor, queda fijado el plazo de ocho días, que se contarán desde la fecha de su publicación en cada pueblo, y á cualquiera que las infringiese, se le detendrá, y á fin de evitar que se cometa ninguna arbitrariedad ó injusticia, se le formará en el término de 24 horas sumaría en averiguación de su falta, que probada será castigada con toda la severidad de las leyes. San Mateo 27 de abril de 1844.—Juan de Villalonga.—Es copia. —El coronel jefe del E. M., Fernando Correa.>>

[Publicació de la Serra d'en Galceran (2016) en el blog serraibarsosrosildos.blogsport.com.es]


Javier Urcelay, ens diu:

<<Nombrado comandante general de las tropas del Maestrazgo el general Villalonga, el 27 de Abril declara el estado de sitio en toda la comarca y el cierre de las masías morellanas [totes?]. El bando del 24 de Mayo da a conocer el éxito de las medidas: 172 carlistas muertos, así como la eliminación de sus jefes La Cova (13 de Mayo) y José Miralles. El Serrador, muerto en la acción de Benasal el 16 de Mayo, quedando sólo El Groc y Marsal con unos 24 hombres. Marsal fue apresado y fusilado el 29 de ese mismo mes, y El Groc, que había sido nombrado por el rey, Jefe de Operaciones del Maestrazgo y del Bajo Aragón, fue asesinado a traición el 18 de julio de 1844.>>

[URCELAY ALONSO, Javier. El Maestrazgo Carlista. Una visita a los escenarios y lugares de las Guerras Carlistas del siglo XIX. p.24. Editorial Antinea. 3ª Edición. Vinaròs. 2004]


1844

Maig, 3. Villalonga continua amb la seua:

<<Por esas fechas Villalonga puso en marcha la segunda parte de su plan, que consistía en movilizar a la población de la zona en contra de las fuerzas rebeldes, además de castigar más duramente a los ue colaborasen con ellas. De esta manera, el 3 de mayo fueron fusilados en La Salsadella tres paisano vecinos de la misma que conducían víveres a la gavilla de Marsal, haciendo lo mismo poco después con un habitante de Benasal. Por otra parte, el jefe liberal publicó un bando obligando a todos los hombres de entre 15 y 50 años a formar parte del somatén, excepto los eclesiásticos y los que tuvieran familiares en la facción. Así pudo reunir en poco tiempo entre 15.000 y 20.000 paisanos que, apoyados por el ejército, iniciaron el 11 de mayo cuatro batidas contra los rebeldes. Todas estas medidas empezaron a dar pronto sus frutos.>> (pàg.186)

[CARIDAD SALVADOR, Antonio (IES Peset Aleixandre, Paterna) (2015): El carlismo tras la Guerra de los Siete Años: la revuelta de 1842-1844 en el Maestrazgo., pp.169-192. Investigaciones Históricas, 35 (2015). Universidad de Valencia.] dialnet.unirioja.es


1844

Maig, 13. Creació de la Guàrdia Civil per Francisco Javier Girón y Ezeleta (Duc d'Ahumada i Marqués de las Amarillas), que va dirigir fins a l'inici del bienni progressista (1854). Des dels seus principis, va ser coneguda popularment com a "Benemérita", pels seus serveis prestats a la societat, denominació que va convertir-se en oficial el 4 d'octubre de 1929.

ca.wikipedia.org


1844

Maig, 28. En el pròleg del llibre del Groc, Comas ens parla d'un altre ban oficial:

<<En el BOPCs núm.43 de 28 de maig de 1844, Villalonga es dirigeix a l'opinió pública en general, i als habitants de la regió en particular, mostrant l'encert del bloqueig de la zona i del tancament de les masies, mesura impopular en el moment de la seva aplicació, puix en 15 dies les partides perderen 172 homes. Solament s'escaparen el Groc, Marçal (al que tracta de miserables) i 24 companys, tots ells més o menys dispersos "que después de haber abandonado las armas, o se mantienen ocultos, o andan fugitivos, temiendo ser víctimas de vuestra justa indignación". Aquest últim punt palesa una implicació de la població en l'extermini de les partides, fet que marca una inflexió en el seu comportament. Bordàs, atent, també observà amb amargura el canvi d'actitud dels habitants de la comarca, d'alguns dels quals afirma: "...sólo ansiaban buscar todos los sitios más escondidos, y cuando divisaban algún infeliz se le arrojaban como fieras...">> (pàg.27-28)

[BORDÁS MARCOVAL, José (1997): La Guerra del Groc. Memoria de un voluntario carlista forcallano [Tomás Peñarroya Peñarroya]. A. 1833-1874. Ayuntamiento de Forcall. Jordi Dassoy, Impresor, Sant Carles de la Ràpita.]


 1844

Juliol, 18. Urcelay ens fa una cronologia de les guerres carlines:

<<[...] y El Groc -que había sido nombrado por el rey Jefe de Operaciones del Maestrazgo y del Bajo de Aragón-, fue asesinado a traición el 18 de Julio de 1844.>> (pàg.24)

[URCELAY ALONSO, Javier (2004): El Maestrazgo Carlista. Una visita a los escenarios y lugares de las Guerras Carlistas del siglo XIX. Editorial Antinea. 3ª Edición. Vinaròs.]


 

www.portell.tk  -  portellweb@yahoo.es

Recopilació bibliogràfica i transcripcions de Jacint Cerdà